Agricultores y técnicos participan en la primera charla de “I Love Bichos”

El Casino de Dalías ha sido testigo de un debate centrado en el control de pulgón y las plagas segundarias en pimiento

El monologista Kikín Fernández participó en la charla.  [ Agricultura 2000 ]

El monologista Kikín Fernández participó en la charla. [ Agricultura 2000 ]

http://www.lavozdealmeria.com

La Interprofesional de Frutas y Hortalizas de Andalucía (HORTYFRUTA) ha celebrado la primera de sus jornadas técnicas en el Casino de Dalías,  dentro la Campaña de Control Biológico I Love Bichos, Nuestra Revolución Verde. En esta ocasión, unas cien personas han disfrutado de una conferencia aderezada con un debate en el que han intervenido tanto técnicos como productores agrícolas.

Como preámbulo a la charla, que cuenta con la subvención de la Unión Europea y la Junta de Andalucía, a través de la Consejería de Agricultura y Pesca, mediante el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER), el humorista Kikín Fernández, ha hecho un monólogo parodiando la implantación del sistema de Control Biológico y elogiando sus beneficios. Rompía así el hielo del auditorio para dar paso a la voz autorizada de técnicos y agricultores.

Jan van der Blom (responsable del Departamento de técnicas de producción de  COEXPHAL), ha sido el encargado de inaugurar el ciclo con su ponencia titulada Control del pulgón y plagas secundarias en el cultivo del pimiento. Como introducción, ha hecho hincapié en los logros que se han conseguido en materia de Control Biológico en Almería, lo que puede demostrarse con cifras muy claras de exportación. Cuáles son los puntos débiles del sistema y de qué manera se puede lograr que se reduzcan los químicos son otros de los desafíos que ha planteado.

Entre otros aspectos, el entomólogo van der Blom ha destacado el importante cambio que implicó el hallazgo de soluciones en Control Biológico para tomate y el reto que supuso adaptarlo a cultivos como pimiento, debido a la elevada resistencia que presentaba. Como punto de inflexión, van der Blom ha recordado cómo hace una década se llegó a un problema comercial “que hizo que las cadenas europeas desestimaran la producción almeriense. A raíz de ahí, la implantación del Control Biológico ha sido imparable, 2007 fue el año de la transición  en el que todo el mundo empezó a ver que había gente lo que utilizaba”, ha comentado.

En cuanto al análisis de residuos,  el ponente ha hecho una valoración de la evolución que se ha vivido en este sentido “de la muestra que se analizaba en 2006/7, un 35% tenía residuos, mientras en la campaña siguiente no se hallaban restos por encima de los límites permitidos, lo que suponía un cambio brutal y un incremento de la confianza de los mercados en los productos de Almería”.

Como conclusiones, Jan van der Blom ha destacado el cumplimiento mayoritario de las exigencias crecientes de los clientes, “estamos manteniendo unos estándares de calidad al nivel de Holanda, lo cual se ha traducido en un aumento de las exportaciones. Se podría decir, que frente a los malos datos de 2007, actualmente se han logrado unos 100 M.kg. en buena parte gracias al uso masivo de Control Biológico”.

Como retos de futuro, ha hablado de la necesidad de encontrar nuevas soluciones y de aplicar medidas preventivas. Para ello, ha emplazado a las empresas de control biológico presentes en la charla a seguir investigando y a no dejar de lanzar novedades al mercado. “No está todo resuelto”, ha dicho. “Hay problemas a los que hemos de darle nuevos impulsos, tales como la cochinilla o las chinches”. Ha alertado, además, sobre la necesidad de no bajar la guardia ante “plagas de siempre, como la araña roja, donde el Control Biológico no es tan inmediato y hay que buscar alternativa”. El uso de mallas, la necesidad de cerramientos en las fincas, la importancia de plantar setos alrededor de los invernaderos que sirvan como barrera contra las plagas, y, en definitiva, “no bajar la guardia”, han sido algunas de sus recomendaciones.

Como cara visible de Agrobío, S.L., José Maldonado, ha aprovechado su intervención para invitar a la reflexión sobre “todo lo que se ha conseguido en este tiempo y sobre la importancia de los abejorros, como impulsores del cambio”. En su agradecimiento a los agricultores, alhóndigas y cooperativas que apostaron por el Control Biológico, Maldonado ha destacado que “ahora Almería es un espejo donde otros países punteros se están mirando para copiar nuestro modelo”.

Algunos representantes de las diversas compañías de Control Biológico que apoyan la campaña, han hablado de las novedades que planean sobre el mercado. Así, Antonio Robledo, de Biobest Sistemas Biológicos S.L., mencionaba el Sphaerophoria System, nombre comercial “del nuevo enemigo natural que estará a la venta en la próxima campaña como depredador autóctono de los pulgones en pimiento”, ha dicho. Entre sus ventajas, ha resumido “el gran desarrollo que han demostrado en altas temperaturas”.

Patricia Rivas, de Biocolor, S.L. ha puesto de relieve “la importancia de saber qué tipo de insecto tenemos que usar contra el pulgón, a qué tipo de pulgón nos enfrentamos y en qué época del año”, parámetros todos ellos que influyen en el mayor o menor éxito del tratamiento. A su vez, ha ahondado en la importancia de utilizar medidas preventivas y una estrategia curativa, es decir, “usando parasitoides y depredadores, más residuo cero”, ha concluido.

Paloma Fernández, de Koppert España, S.L., ha destacado, al igual que otros de sus colegas, la relevancia de la “introducción temprana de reservorios para los enemigos naturales”. Estos cumplen como misión “la multiplicación de auxiliares para el control de diversas especies de pulgones”, a lo que ha añadido que “trabajar con diferentes  hospedadores es lo aconsejable”.

Como cierre de la charla técnica se ha introducido un debate sobre los retos y nuevos problemas a los que se enfrenta el sector. En él han participado los productores, José Antonio Navarro y Antonio Zamora, los técnicos, Antonio Aguilera (Campoadra S.C.A) y Rosa Herrero (Cabasc, S.C.A.). Agradecimiento a los pioneros, necesidad de mantenerse alerta ante la creciente exigencia de los mercados y el reconocimiento de un logro, al convivir con los enemigos naturales, han sido algunas de sus aportaciones como balance de la situación que atraviesa la utilización de herramientas de Control Biológico.

La charla se ha clausurado con un vino amenizado por material promocional de la campaña I Love Bichos, nuestra revolución verde (www.Ilovebichos.com), que se ha realizado con la colaboración de Agrobío, Biobest, Biocolor, Cajamar, Koppert y Syngenta.