DALÍAS SE SITÚA EN LA ZONA MEDIA DE RENTA CON 15.773 EUROS.

http://www.ideal.es

Dime dónde vives y te diré cuanto ganas. Las estadísticas no son siempre una realidad tangible y palpable, pero la última de la Agencia Tributaria sirve cuanto menos para hacerse una idea de cuán rico o cuán pobre se es en función de dónde se tiene la residencia. Y rompe muchísimos de los tópicos que podemos tener acumulados después de años de conjeturas e ideas preconcebidas.

Se llama estadística de los declarantes del IRPF por municipios, y da los datos de la renta media que los almerienses citan como real en sus declaraciones ante el fisco. Almería sale bien y mal parada en función de la lectura que se haga de estos datos. Bien porque las diferencias entre sus municipios, dentro de ser muy importantes, no son tan abismales como las que se observan en otras provincias de Andalucía. Sin ir más lejos, Málaga, donde está uno de los municipios más pobres de España (Almáchar, que no llega ni a los mil euros mensuales de renta bruta por habitante) tiene también uno de los más ricos de Andalucía, Benahavís, junto a Marbella, en la Costa del Sol Occidental. Una localidad en la que casi hay tantas empresas como viviendas.

Pero también hay varias lecturas negativas. El primer municipio por renta de la provincia -la capital- es el número 36 de Andalucía. Todas y cada una de las capitales de provincia superan en renta media a los capitalinos. E incluso municipios casi rurales como Aljaraque (Huelva), La Guardia (Jaén), Otura (Granada), Salteras (Sevilla) o Alhaurín de la Torre (Málaga) disponen de una mayor renta media de la que declaran los habitantes del municipio más rico de Almería.

 
 

Cinco son las localidades almerienses que superan los 20.000 euros de renta y que se sitúan en el lado más agradable de la balanza -por encima de la media provincial-. A Almería capital (22.970 euros de renta bruta por habitante) le siguen los municipios de Carboneras (20.552 euros), Roquetas de Mar (20.550), Huércal de Almería (20.338 euros por habitante) y Vera (20.056). Son grandes municipios con un importante desarrollo urbanístico o industrial. Y los que le siguen sin llegar a la cifra redonda de los 20.000 (Macael, Mojácar, Tíjola, Huércal-Overa, Olula del Río, Fines, Garrucha o Viator) también se han caracterizado por actividades económicas industriales, un fuerte turismo o un crecimiento poblacional elevado gracias a su ubicación costera o cercana a la capital almeriense.

Al otro lado del fiel de la balanza se sitúan municipios eminentemente rurales, alejados de los grandes centros de servicios y sin una industria pujante. El pueblo con menor renta (cabe recordar que la estadística sólo recoge a aquellos que superan los 1.000 habitantes censados) es María, en la comarca de Los Vélez. Apenas 12.529 euros brutos al año. Son los más cercanos al mileurismo, seguidos de Lubrín, Abrucena, Oria, Fiñana, Taberno, Arboleas, Gérgal, Canjáyar y Tabernas. Todos ellos cuentan con menos de 13.500 euros de renta bruta media.

La media almeriense es la segunda más baja de Andalucía. Sus 19.043 euros sólo son rebasados por debajo por los habitantes de Jaén (17.825 euros de renta bruta media). Y esta situación, sin ser agradable, se ve matizada por el hecho de que ninguno de los pueblos de Almería está entre los municipios más pobres de España. No ocurre lo mismo con otros de las provincias de Málaga, Granada o Jaén. Zafarraya (Granada); Almáchar, Comares, Arenas y Benamargosa (Málaga); Puerto Serrano (Cádiz) o Huesa (Jaén) están en ese listado de los pueblos a cuyos habitantes les cuesta más llegar a final de mes o pagar las facturas del agua y de la luz.

Algunos de los tópicos que rompe esta estadística es la de la distribución de la riqueza generada por la agricultura bajo plástico. Mientras que en los municipios estrechamente vinculados a actividades económicas de servicios o de la industria observan una renta media elevada, aquellos que viven del cultivo en invernaderos se encuentran en la mitad de la tabla. Es el caso de El Ejido (15.661 euros por habitante), Vícar (15.685 euros), Dalías (15.773), Níjar (14.986 euros brutos por habitante) o La Mojonera (13.963).

Por comarcas, se puede aseverar que las del litoral (Levante y las localidades de Almería y Roquetas de Mar) se encuentran en una mejor posición económica que las del interior con la salvedad de la del Valle del Almanzora, en la que la industria aúpa las rentas medias y sitúa a siete de sus municipios entre los 20 campeones de la riqueza en Almería. Son los municipios de Macael, Tíjola, Olula del Río, Fines, Albox, Serón y Purchena.

Mientras tanto, las comarcas de Las Alpujarras, Nacimiento, Filabres-Alhamilla o Los Vélez tienen a sus municipios en la parte baja de la tabla. Son poblaciones con una actividad económica vinculada a la agricultura tradicional y alejadas de los polos de desarrollo industrial y de servicios situados de forma mayoritaria en la costa.